Artículos

- 30-04-2012 | Ocendi
La radio sigue interesando a los jóvenes

El medio radiofónico cumple 90 años en España con un reto del que dependerá su salud futura: mantener la fidelidad de los jóvenes a las emisoras especializadas musicales y, al tiempo, atraer a este sector al consumo de radio generalista para cimentar la audiencia del mañana.

En este contexto, el Observatorio del Ocio y el Entretenimiento Digital, OCENDI, plantea un estudio de los hábitos de consumo radiofónico de los jóvenes españoles y un análisis de la valoración que este segmento de la población hace de soportes, emisoras, programas y géneros, con el objetivo de señalar una posible línea de acción a los programadores para satisfacer a este público estratégico.

La metodología aplicada a la investigación ha sido la encuesta personal a jóvenes españoles de entre 18 y 25 años, y mayoritariamente universitarios. En esta aportación se ofrecen algunos de los resultados provisionales obtenidos sobre 171 encuestas, un 44% de un proyecto más ambicioso que comprenderá un volumen total de cuatrocientas. El nivel de confianza de la muestra es del 95%.

Entre las conclusiones que se pueden avanzar, destaca en primer lugar el cambio de soporte sonoro que se ha producido respecto de los consumos tradicionales. Este segmento de la población -los llamados nativos digitales- opta mayoritariamente por escuchar la radio a través de internet y dispositivos móviles, un 76% de los encuestados escucha la radio en estos soportes. Internet es el medio preferido para un 26,36% de los encuestados, seguido del teléfono móvil, IPod y MP3 con un 17,65%, 17% y 15% respectivamente. La forma convencional de escucha más seguida es la radio del coche, elegida por un 22,4%. En este apartado resulta significativo comprobar que el receptor de radio en el hogar ha quedado obsoleto para este sector de la población, siendo la categoría “otros” refrendada por un escaso 1,53%.

soportes sonoros

¿Qué valoran de las nuevas posibilidades de escucha?

La radio a través de internet facilita la audición en su doble vertiente: en directo o bien mediante un consumo a la carta previa descarga de los programas elegidos para poder escucharlos en el momento deseado. Esta es precisamente la ventaja que los jóvenes más valoran de la radio en internet. Un 46,77% de los jóvenes oyentes destaca la facilidad y comodidad que representa escuchar el programa favorito cuando se quiere o se puede. Un 29%, sin embargo, todavía no aprecia los beneficios de la radio en internet y considera que este soporte tiene las mismas ventajas e inconvenientes que la radio convencional. Incluso, algunos de los encuestados entienden que la escucha a través de internet tiene la desventaja de que se pierde inmediatez, lo que supone un hándicap para el 8% de los jóvenes oyentes. Otro 9,14% llega a considerar que la radio a través de internet no es una verdadera radio.

Respecto a los horarios de escucha, los jóvenes siguen el parámetro dominante del resto de la población, el porcentaje mayor (30,96%) declara escuchar la radio a primera hora de la mañana (el prime time radiofónico se fija entre las 8 y las 11 de la mañana), seguido de quienes la escuchan por la noche o la madrugada (21,34%) y quienes sintonizan a cualquier hora del día (19,67%).

Preferencias juveniles en contenidos radiofónicos y cadenas de radio

También las preferencias juveniles en cuanto a emisoras coindicen con los datos generales del Estudio General de Medios. La SER es la emisora más escuchada: la prefiere el 24,88% de los encuestados, seguida de cerca por Onda Cero (21,39%), la COPE (18,41%) y RNE (16,92%). Resulta significativo en este punto que un porcentaje estimable de los oyentes, un 13,93%, no se decante por ninguna de las grandes emisoras españolas y prefiera radios menores alternativas.

En cuanto a los contenidos del medio, los jóvenes, como era de prever, se inclinan mayoritariamente por la radio especializada musical. El 41,95% de los encuestados se decanta por la oferta musical frente al 30,34% cuya motivación para encender la radio es acceder a la información de actualidad. Pero en ambos modelos la queja más extendida entre los encuestados se refiere a la escasez de variedad. De hecho, a la pregunta de lo que le falta a la radio, una mayoría de jóvenes considera que la radio resulta repetitiva o tediosa y que le faltan ideas renovadoras (43,16%), seguido de quienes desean otro tipo de música menos comercial y más alternativa (19,66%) y quienes demandan programas culturales y educativos (18,8%).

- 11-08-2011 | Nereida López Vidales
Cuando la fotografía se hace social

photovine

Post by Fernando Blanco

El mundo de las redes sociales se está reinventando constantemente. Alrededor del ecosistema de las grandes redes sociales como Facebook y Twitter viven aplicaciones, juegos e incluso otras redes sociales que necesitan de las primeras para una mayor difusión, parece que a no es suficiente con crear galerías y cometarios con Flicker o geolocalizaciones con Panoramio.

La fotografía como red social están empezado a ganar importancia y una par de recientes noticias son buen ejemplo de ello. El cantante Justin Bieber colgaba su primera foto en la red social Instagr.am, al momento la red se colapsaba por los innumerables fans que querían ver la foto y colaborar en la misma. Instagr.am es una red social fotográfica para usuarios de iPhone que permite hacer fotos añadiendo filtros que dan a las imágenes un aspecto de fotografía clásica. Estas funcionalidades y la posibilidad de ser compartidas vía Facebook y Twitter la han convertido en la favorita llegando a la cifra de 150 millones de fotografías publicadas mediante esta red.

Pero al calor del éxito de Instagr.am, están surgiendo nuevas aplicaciones, aún en fase beta pero con una serie de particularidades que las hacen muy diferentes entre sí.

Photovine, es una red social sólo disponible para dispositivos iOS de Apple bajo el eslogan “Planta una foto, mírala crecer”. La idea es que tras hacer una foto y etiquetarla con un comentario o título, otros usuarios puedan añadir sus propias fotos bajo ese título común formando así entre usuarios conocidos y desconocidos álbumes fotográficos de una misma temática. Poco más se sabe pues el acceso a esta red social es por invitación y se reparten con cuentagotas.

Pool Party. Bajo este nombre, y de tapado, se encuentra la omnipresente Google. Muchos analistas etiquetan a Pool Party como la respuesta de Google a Instagr.am pero está en fase beta, cuenta con bastantes limitaciones y su acceso también es bajo invitación y muy restringido. Lo cierto es que tras un análisis detenido, no resultan la misma cosa. Mientras que Instagr.am tiene como bandera el generar fotos con aire clásico gracias a sus filtros y a partir de ahí estructurar galerías, Pool Party genera eventos para añadir fotografías, y esos álbumes pueden ser completados por distintos grupos de usuarios. Por ejemplo, un grupo de amigos que van a un concierto crean un “Pool” y de manera colaborativa van añadiendo desde sus dispositivos iOs o Android distintas fotos en el mismo álbum. De momento estas es la única funcionalidad activa pero es de presumir que vayan aumentando y permita la posibilidad de compartir estos álbumes de eventos en las redes sociales mayoritarias, sobre todo en la propia de Google.

El problema que surge es que, con tanta fragmentación, parece complicado que se adopten de manera generalizada y que su andadura vaya más allá de una moda pasajera. Al final y como la experiencia demuestra, tendemos a utilizar una herramienta que integre distintas funcionalidades y no al revés. De su capacidad de integrarse dentro e las grandes redes, dependerá el futuro de las nuevas redes sociales fotográficas.

- 25-08-2010 | Nereida López Vidales
La TDT local en Euskadi: líderes locales e independientes

Leire Gómez Autora: Leire Gómez Rubio, Periodista y doctoranda de la Universidad del País Vasco-Euskal Herriko Unibertsitatea

El 3 de abril de 2010 se produce el apagón analógico definitivo en la Comunidad Autónoma Vasca, con las televisiones locales como últimos agentes en sumarse al eslabón de la cadena digital. Culminan, de este modo, más de tres años de transición hacia el encendido digital, iniciado en diciembre de 2006 con la convocatoria, por parte del Gobierno Vasco, del concurso de licencias para el desarrollo de la TDT local en la Comunidad Autónoma. En ese momento, los grupos de comunicación presentes en el panorama audiovisual local vasco muestran un gran interés por estar presentes en la nueva etapa y la resolución del proceso, hecha pública en julio de 2007 por el ejecutivo de Lakua, les fue muy favorable. No en vano, de las 57 licencias adjudicadas para la gestión indirecta del servicio de televisión, 54 caen en manos de los grupos de comunicación y asociaciones de televisión local que desde el año 2000 participan del sector (Vocento, Localia TV y Local Media), así como de Hamaika Telebista Hedatzeko Taldea, grupo vasco creado en vísperas del reparto de licencias digitales y cuyo objetivo es crear televisiones locales de calidad en euskera.

Ante esta situación, todo hacia prever que el desarrollo de la TDT local en Euskadi estaría en manos de conglomerados de comunicación, bien autonómicos, bien estatales, sin casi espacio para una televisión local vasca independiente. Una tendencia que, por otra parte, seguiría en la misma línea que la mantenida durante los últimos años por el sector, dominado en más del 80% por grupos de comunicación y asociaciones de televisión local. Sin embargo, la realidad está llevando al sector por otros derroteros, al menos durante estos primeros meses de emisiones digitales.

El grupo Prisa fue el primero en anunciar, en noviembre de 2008, el cese de la actividad de Localia TV, red de televisiones locales propiedad de Pretesa. La decisión fue materializada el 1 de enero de 2009, dejando en el aire, en la Comunidad Autónoma Vasca, las emisiones de cuatro televisiones locales, que representaban un 20% del sector (Localia Canal Gipuzkoa Televisión, Localia Txingudi Telebista, Canal Gasteiz y Canal Bizkaia).

No obstante, y lejos de cesar su actividad, las emisoras vascas afectadas anuncian su continuidad en los mismos términos de emisiones y cobertura que bajo la anterior marca comercial. De este modo, el único cambio ha venido derivado de las emisiones en cadena durante su trayectoria Localia ofrecidas y que ahora provienen de Contenalia, distribuidora de contenidos donostiarra para las televisiones locales y autonómicas del Estado. Otro de los grupos de comunicación presente en Euskadi es Vocento, que en el momento del reparto de licencias dominaba el 24% del ámbito audiovisual local. Sin embargo, también en este caso la etapa digital ha provocado que el grupo lleve a cabo una reorganización del sector.

En julio de 2009 Vocento optó por el cese de las emisiones propias en dos de las cinco televisiones de su propiedad (KTB-KateBerria, en Eibar, y Álava 7 Televisión, en Vitoria-Gasteiz) y la reorganización continúa. El 17 de mayo de 2010 comienzan las emisiones de “La 10”, nueva red de televisión creada de la unión de las autonómicas privadas de Madrid, Andalucía, Murcia, Valencia y La Rioja. A partir de ese mismo día, las emisoras de Bilbao (Bilbovisión) y San Sebastián (Teledonostia) pasan a operar bajo la nueva marca, mientras que la tercera que realiza emisiones propias (Durango Telebista) se queda fuera. Dos meses después, el 30 de julio, Vocento cesa la producción propia de la emisora duranguesa que, desde ese día, y al igual que ocurre en el caso de Álava 7 TV, sustentan su actividad televisiva únicamente con las emisiones de “La 10”.

Ante este panorama, nos encontramos con que Vocento, único grupo de comunicación estatal que actualmente está presente en la televisión local vasca, ha comenzado su andadura digital en Euskadi prescindiendo de las emisiones propias de tres de sus televisiones, que pasan a convertirse en meros repetidores de “La 10”. En el lado opuesto se sitúa Hamaika Telebista Hedatzeko Taldea, beneficiario de un canal digital en cada una de las quince demarcaciones contempladas en la Comunidad Autónoma Vasca. El grupo vasco cuenta con las cinco emisoras integrantes de la asociación Tokiko Telebista en la Comunidad Autónoma (Erlo TB, Goierri TB, Goi TB, 28 Kanala y Oizmendi TB), ya en activo antes de 2007 y junto a las que concurrió al concurso de adjudicación de licencias digitales. A éstas se suma Hamaika Bilbo Telebista, primera emisora local propiedad del grupo puesta en marcha tras la resolución del concurso de licencias, y Hamaika Donostia que, por ahora, difunde las emisiones de la estación bilbaina. Tele 7, emisora privada e independiente y beneficiaria de un multiplex digital en las demarcaciones de Bilbao y Getxo, también continúa con su actividad televisiva, así como las televisiones que hasta diciembre de 2008 operaban bajo la marca de Localia y que ahora lo hacen sin estar participadas por Pretesa (Gipuzkoa TB, Gipuzkoa TB Txingudi, Canal Bizkaia y Canal Gasteiz).