Contenido etiquetado por: industria audiovisual

- 10-03-2011 | Ocendi
FACEBOOK y WARNER sellan una alianza para distribuir películas

Facebook Warner

Alex de la Iglesia, en el discurso realizado durante la pasada entrega de los premios Goya, como presidente de la Academia de Cine y en alusión a la controvertida polémica generada por sus declaraciones respecto a la ley “Sinde” dijo: “Nada de lo que valía antes, vale ya. Las reglas del juego han cambiado…Internet es el presente. Internet es la manera de comunicarse, de compartir información, entretenimiento y cultura que utilizan cientos de millones de personas”. 

La aparición de Internet ha supuesto una crisis para las industrias culturales, muchas veces motivada por el desconocimiento y la poca capacidad de adaptación al medio. En este sentido, los usuarios, han sabido asumir más rápidamente los cambios tecnológicos, con la consecuente divergencia de intereses entre la industria y los internautas. Esta situación se ha prolongado durante los últimos años, provocando con la aparición de las redes P2P una forma legítima pero dañina de descargas masivas de contenidos audiovisuales.

Pero de un tiempo a esta parte, las majors de Hollywood se han dado cuenta de que poco a poco el modelo de negocio del cine tiene que cambiar y adaptarse a lo que los usuarios demandan. Analizando el modelo de micropagos para las descargas de música que Apple comenzó con iTunes y que ha ido evolucionando poco a poco en sitios como Spotify, se ha trasladado también a los contenidos audiovisuales y sitios como Netflix o Hulu, dejan descargar películas a través de catálogos, por un módico precio.

La última en anunciar la distribución de películas de su catálogo en Internet ha sido Warner. Pero la gran noticia es que lo va ha hacer desde la red social Facebook. Es decir, no solo va a dejar que los usuarios se descarguen las películas por un precio de 30 Facebook Credits (la moneda usada en Facebook y cuya equivalencia es de 10 Facebook credits  es un dólar) sino que al hacerlo a través de una red social, contribuye al mismo tiempo a que los usuarios hagan comentarios, la compartan y se generen opiniones durante y después de su visionado. Todo un alarde de distribución exponencial.

- 1-03-2011 | Ocendi
Ley Sinde ¿parche o remedio?

El pasado 15 de febrero fue aprobado por el Congreso de los Diputados en sesión plenaria, el proyecto de Ley de Economía Sostenible, que llega rodeado de polémica, ya que, dentro de su texto se incluye la mal llamada “Ley Sinde”, ya que en realidad no es ninguna ley por si misma y sus contenidos se encuentran recogidos en las Disposiciones finales.

En los últimos meses el contenido de la “Ley Sinde”  ha suscitado las críticas de los internautas y usuarios, el 28 de febrero salió publicado en el Boletín oficial de las Cortes y en unos días entrará en vigor.

En lo relativo a contenidos digitales y Sociedad de la Información estás son las novedades aprobadas:

Modificación de la compensación equitativa por copia privada

Se habilita al Gobierno para que, en el plazo de tres meses desde la entrada en vigor de la Ley de Economía Sostenible, proceda a modificar la regulación de la compensación equitativa por copia privada, teniendo en cuenta el marco normativo y jurisprudencial de la Unión Europea (No se trata de suprimir el régimen jurídico de la compensación por copia privada, sino de modificar su regulación a los efectos de adecuarse a la STJUE de 21.10.2010).

“Ley Sinde”

Se modifica la Ley de Propiedad Intelectual para dotar a la Comisión de Propiedad Intelectual de competencias para adoptar medidas en relación con infracciones de derechos de propiedad intelectual (cierre de páginas web y retirada de contenidos presuntamente infractores).

En la redacción definitiva se ha establecido un mayor control judicial en relación con el procedimiento previsto en el Anteproyecto de la Ley.

 Para poder requerir a los prestadores de servicios de la sociedad de la información la cesión de los datos de identificación de los infractores de los derechos de propiedad intelectual, será preceptivo que los órganos competentes hayan obtenido una autorización judicial.

Antes de interrumpir las prestaciones de servicios de las sociedades de información o de proceder a la retirada de contenidos, será necesario otorgarles un plazo de 48 horas para que puedan proceder a retirar de forma voluntaria los contenidos o, en su caso, a formular alegaciones. Transcurrido dicho plazo se practicará prueba en caso de haberlo solicitado así el requerido, se dará traslado a las partes para conclusiones y se dictará resolución. Una vez adoptada la medida por parte de la Comisión de Derechos de Propiedad Intelectual será preciso obtener autorización judicial para ejecutarla.

Las polémicas generadas por la aprobación de esta ley, han dejado al descubierto el descontento de los usuarios hacia los órganos legisladores que intentan acotar los contenidos de Internet, y si en algo se destaca Internet frente al resto de los medios, es precisamente en su estructura anárquica.

Sin embargo lo que sí ha quedado al descubierto es la obsolescencia de los antiguos modelos de negocio que sostenían la industria audiovisual y la falta de creatividad de los agentes involucrados en los procesos de generación de contenidos.

En este sentido puede ser que el contenido de la Ley sea necesario y correcto en los casos que plantea, lo injustificable es que la industria audiovisual permanezca impasible, en muchas ocasiones, ante los cambios tecnológicos que se están produciendo y ante la demanda de contenidos digitales de los usuarios.

- 21-11-2010 | Nereida López Vidales
Los contenidos digitales, en alza

Contenidos digitales

La industria de contenidos digitales superó los 8.004 millones de euros de facturación en 2009 con un crecimiento interanual del 32,7%, según se desprende del Informe de la Industria de los Contenidos Digitales, elaborado por el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información, (ONTSI), presentado este jueves en el marco del Foro Internacional de Contenidos Digitales, FICOD 2010, organizado por el Ministerio de Industria, Turismo y Comercio.

Según el informe, los contenidos digitales continúan la tendencia creciente de los últimos años, y suponen, en 2009, el 45,5 por ciento de la facturación total de la industria de los contenidos y servicios audiovisuales. En este sentido, en el periodo 2005-2009, el formato digital ha crecido un 116 por ciento, con una tasa de crecimiento compuesta anual del 21,3 por ciento. Entre 2003 y 2009, la facturación de este sector prácticamente se ha triplicado (crecimiento superior al 196%).

El informe del ONTSI confirma el buen momento del mercado de los contenidos digitales en todos sus ámbitos: publicaciones; audiovisual; cine y vídeo; música; videojuegos y publicidad “online”. Asimismo, los datos avalan la fortaleza de la industria de contenidos digitales en España, demostrando un potencial que ya está siendo reconocido a escala internacional en este sector, y que sitúa a nuestro país entre los países líderes en la evolución hacia la Sociedad de la Información.

Videojuegos

Uno de los elementos clave de la industria de los contenidos digitales vuelve a ser el sector de los videojuegos, que alcanzó en 2009 una facturación de 638 millones de euros entre ventas de videojuegos para PC y para consolas. El 30,7% de la población española, porcentaje compuesto en su mayoría por los jóvenes, consume videojuegos.

Este sector disminuyó su facturación un 14,2% con respecto a 2008. No obstante, las predicciones para los próximos años son altamente favorables. La llegada de nuevos dispositivos, así como el aumento del uso y la cobertura de la banda ancha fija y móvil, van a tener un impacto muy positivo en el mercado de los videojuegos e impulsarán fuertemente esta actividad, sobre todo en su vertiente “online”.

Así, según datos del propio sector, durante el primer trimestre del 2010 el mercado del videojuego se incrementó un 10% sobre el mismo periodo del año anterior.

Cine, vídeo, televisión y radio

El cine y vídeo digital alcanzan los 2.337 millones de euros en 2009 y suponen ya el 57,2% del total del sector. La TV digital, por su parte, crece en 2009 un 31% hasta los 3.265 millones de euros, el 72% del total del sector audiovisual. La cuota de abonados a la televisión IP se incrementó un 13% en 2009, obteniendo una facturación de 188 millones de euros. El informe destaca que el desarrollo de la TDT ha supuesto un auténtico revulsivo para el sector de creación y distribución de contenidos digitales. La cobertura de la TDT era del 98,8% de la población en abril de 2010.

vía: www.ficod.es