Noticias

- 31-05-2013 | Nereida López Vidales
La BBC suspende la digitalización de su archivo

bbc

En medio de una gran polémica, la BBC británica ha optado por suspender el proyecto Digital Media Initiative (DMI) que pretendía la digitalización integral de todos sus fondos, consiguiendo así un entorno totalmente libre de cintas.

Hasta el momento la BBC ha invertido en esta iniciativa cerca de cien millones de libras (98,4 millones), optando ahora por suspenderlo según informa el diario británico The Guardian.

Tanto el Comité de Cuentas Públicas de Reino Unido como la Oficina Nacional de Auditoría han tomado cartas en el asunto, al mismo tiempo que el hasta ahora director de tecnología de la BBC, John Linwood, ha sido suspendido cautelarmente de su empleo de 287.000 libras anuales.

Anthony Fry, chairman of the Finance Committee of the BBC Trust, en una carta a la presidenta del Comité de Cuentas Públicas, Margaret Hodge, admite que “gastar más dinero en la Digital Media Initiative equivaldría, me temo, a tirar dinero a la basura. DMI ha costado a la BBC 98.4 millones de libras, habiendo generado pocos o escasos activos”.

BBC Trust ha designado a PricewaterhouseCoopers para llevar a cabo una investigación para establecer lo que realmente ha salido mal en cuanto a la gestión de proyecto y su control.

Una historia accidentada

“Ambiciosos proyectos de tecnología como éste lleve siempre un riesgo de fracaso, esto no significa que no debemos intentarlos, pero tenemos la responsabilidad de mantenerlos bajo control de forma mucho más rigurosa de lo que hicimos ahora”, ha afirmado el director general de BBC, Tony Hall.

El proyecto Digital Media Initiative ha vivido una historia accidentada desde su nacimiento en 2008 cuando fue aprobado por el BBC Trust. Fue entonces cuando el proveedor de tecnología Siemens firmó un contrato de 79 millones de libras sin mediar concurso público. Dos años más tarde, BBC y Siemens deciden poner fin al contrato de “mutuo acuerdo”, retomando el proyecto la estructura interna del broadcaster. A partir de ahí, la demora en el proyecto y los fallos de gestión han hecho el resto.

Según The Guardian, durante los funerales de Margaret Thatcher, el personal de BBC News no pudo acceder a imágenes de archivo de la que fuera primera ministra desde sus puesto en el nuevo edificio Broadcasting House en el centro de Londres. De esta forma, se vieron obligados a transportar cintas de las instalaciones de la empresa de almacenamiento profundo en Perivale, al noroeste de Londres, en taxis o en metro…. Ver para creer.

vía: www.panoramaaudiovisual.com